ES EN
Acceso agencias
 
Camino de Santiago Reservas

En construcción, perdonen las molestias...

 
Consejos
Primeros pasos
Primeros pasos
Primeros pasos

Primeros pasosPrimeros pasos

Antes de comenzar

 

Una vez que decidimos hacer el Camino de Santiago, lo mejor de todo antes de salir es planear un poco el recorrido que realizaremos y sobretodo informarnos un poco de donde dormir, que llevar.. etc. 

Lo primero que se debe de tener en cuenta antes de realizar la salida es buscar información en las oficinas de Información al Peregrino, Webs de Turismo, Bibliografías, consultar con otros peregrinos, y leer todo lo que podamos.

 

La concha de la vieira es el icono por excelencia de los peregrinos. Servía para defencerse en los caminos, para beber de las fuentes, para identificarse en los hospitales y parroquias, pero también para demostrar, una vez en casa, que se había llegado hasta Santiago (básicamente con la misma función que la Compostela actual). Más allá de eso, la morada de estos moluscos también tiene una simbología propia. Sus estrías confluyen en el centro, una estructura radial que parece una metáfora de los distintos caminos xacobeos que mueren en Santiago. Pero, ¿cómo llegar hasta allí? Hay muchas formas, todas ellas válidas. Como el Mago de Oz, basta con seguir el camino de las baldosas amarillas, aunque en este caso sean flechas. Hoy todo un emblema xacobeo, su origen es atribuido al padre Valiña Sampedro, que fuera párroco del pueblo de O Cebreiro. En los años setenta, cuando la senda no gozaba de la popularidad actual, el religioso comenzó a marcar el trayecto de una forma vistosa, utilizando la pintura que unos trabajadores de obras públicas le habían regalado.

 

A pie

Cualquier persona con un mínimo de preparación física puede realizar el Camino. Si lo hace a pie -la mayoría-, la media de las caminatas es de unos 20-25 kilómetros diarios. Es conveniente poner el cuerpo a prueba e ir aclimatándose con entrenamientos graduales unos meses antes y, a ser posible, pasar un chequeo médico. Se recomienda madrugar para evitar las horas de sol que, sobre todo durante los meses más cálidos, pueden hacer las etapas muy duras.

Existen servicios de porteadores de equipaje que llevan las maletas de un punto a otro de la ruta, haciendo así mucho más fácil el movimiento.

 

En bicicleta

La bicicleta requiere menos tiempo en ruta, pero implica desviarse de los senderos marcados para los caminantes en algunos puntos. Aparte del fondo físico necesario para recorrer unos 75 kilómetros por jornada, hay que tener un mínimo de destreza técnica, sobre todo en las bajadas. Al igual que a pie, las alforjas no deben cargarse en exceso ni faltar un equipo básico para paliar pinchazos u otros imprevistos. Los ciclistas deben tomar las medidas oportunas de seguridad en cuanto a la señalización y vestimenta (calzado adecuado, colores luminosos y casco).

 

En coche

Esta opción no está reconocida por las entiedades qe organizan la ruta y no da derecho a la Compostelana (exige hacer 100 km a pie o a caballo y 200 km en bici). Si asisten a misa y se confiesan, podrán recibir el Jubileo. Tampoco podrán servirse de muchos de los servicios que están reservados para los peregrinos (como los albergues). En cualquier caso, es mejor que nada y una opción adecuada para aquellas personas que por tiempo, condición física o cualquier otro motivo no puedan realizar el Camino. Las carreteras no siguen el mismo trazado de la ruta, sino que dejan de lado muchos de los lugares más interesantes, por lo que se recomienda tomar los desvíos e intentar realizar algunos tramos caminando para hacerse una idea del espíritu y la filosofía del Camino.

 

A Caballo

Aunque el camino a caballo a primera vista resulta muy atractivo y romántico, en la práctica conlleva una serie de problemas colaterales que no hay que pasar por alto. No es recomendable para los que no estén muy acostumbrados a cabalgar grandes distancias o que no hayan hecho un reconocimiento antes del terreno. Además de la puesta a punto del jinete, hay que preparar adecuadamente el animal y tener al día los seguros y la cartilla veterinaria.

Si en las otras modalidades es imprescindible la preparación previa de la ruta y de los alojamientos, en este caso es imprescindible.


 

         Alquiler de Furgonetas | Alquiler de Bicicletas | Transporte de Mochilas | Transporte de Bicicletas | Camino de Santiago Organizado

 

 
 
Volver
 
Camino de Santiago Reservas
 
 
 
 
 
Diseño web SGM